¿Qué tienen de menú del día? Sopa de letras

Si en Julio, en la facultad de Málaga. comenzaba una defensa de tesis doctoral con una pregunta sencilla,

-¿Qué tienen de menú del día?

-Arroz de los tres puñados.

-Explíqueselo un poco que ella no es de Jacarilla.



Como un menú barato, con puchero local, con un puñado de esto, de aquello y de esto otro…


Como es la vida sencilla, sin grandes pretensiones ni miradas al exterior, comienza esta tesis doctoral que dejará que, tú lector, interpretes…


En abril, en la facultad de Murcia, tu primera facultad, un menú del día era la manera en la que llegar a aproximar una mirada de ¿y si hablamos con sencillez?


Recibí una invitación que me desconcertó desde el comienzo, si fuera posible que hicieras una especie de monólogo. Una invitación para presentar unas jornadas de una gente joven que tenían muchas ganas de compartir y pasar un día haciendo algunas de las metodologías que parecen estar en la diana de no se sabe muy bien quien. Con esos datos y contando siempre con la buena voluntad y el esfuerzo de quien acomete algo así, comenzó el estudiar y buscar y explorar lo que con letras, con combinación de ellas, se iba compartiendo en la red.


No negaré que ya con unas cuantas experiencias, silenciados, v bloqueados y “ten cuidado con ella” en la mochila, algunas expresiones empezaron a darme pistas de lo que sí quería contar y de lo que no quería reproducir.



El siguiente paso fue estudiar posibilidades para ese pequeño guion. Si había teléfono móvil podía ser Gila, si era de educación, buscaría en el Club de la Comedia, si era en Murcia miraría los de Big Van y así fui buscando estilo y buen hacer de otros profesionales.


Miré y traté de buscar ese estilo propio, ese no tener que defender ni justificar ni pedir perdón por existir o acudir.


Maestra de pueblo, eso es lo que somos la mayoría, maestras y deberíamos tener claro que quien nos necesita es la buena gente de pueblo, la que con educación y cultura amplía sus libertades y pierde miedos atávicos porque conquista la libertad de pensamiento.

Fue en ese momento donde vi claro que tenía que pedir permiso a la persona que ha sido capaz de crear un modelo, bastante imitado por cierto últimamente, para que leyendo lo que diría, me dejara contar con ese doble juego al que nos tiene acostumbrados. No negaré esa constante duda ¿eres maestra de pueblo, verdad?


Su generosidad al aceptar lo escrito fue el mejor regalo. Como prometí a todo el que se acercó a una foto, aunque no sea maestra de pueblo, prometo hacerle llegar todo lo que me digas. Nadie quiso que no dejara de transmitirle sus enorme gracias por existir y por la luisón y el gran baño de realidad que les daba, a diario, sin distinción de edad, género o lugar de procedencia, nadie.


Con humor sin sal gorda, con grandes dosis de realidad, con muchos caminos para llegar a Roma y con una tecnología que respeta y recuerda siempre las múltiples combinaciones de esa sopa de letras para encontrar la palabra adecuada, nada grandilocuente ni cargada de crítica ácida…


Esto era lo que estaba escrito y que por respeto a los tiempos se redujo sin variar la idea principal. Sencillez y recordando a todos que cada cual tiene una foto fija según qué momento vital y que contexto tenga. Respetar lo local y comprender lo global pero existe la mirada Google y la mirada estética de lo oriental, del manga, de la meditación y el silencio, del trabajar con las manos unidas… Más que innovación, una reflexión sin calificativos de bondad ni de perversidad, una más a compartir.


¿Qué hace una chica como tú en un sitio como este?


Pues una cura de rejuvenecimiento.


¿A ver si no que hace una abuela en la universidad en la que no le regalaron el título de maestra, por cierto? Perdón de profesora de EGB que eso marcó la innovación. No vayamos a confundirnos, maestro era “otra cosa” y maestra ya ¡ni os digo! Doña Manolita la que te ensañaba a coser, limpiar y a preservar la moral y buenas costumbres. Pero profesor de educación general y básica… eso imprimía carácter. Carácter en la facultad que luego como pasaras el acceso directo, si, si que haberlo lo había, o aprobaras las oposiciones “de las de antes”… llegabas al pueblo recóndito, al barrio de extramuros y ¡zas! Ya estaba allí la maestra de pueblo.


Y nada de google, lo siento Gonzalo, ibas con una mapa, con suerte, que luego no se parecía y te pasabas el rato preguntando al que te ibas encontrando y que ya se encargaba de “pasar la voz”, el twitter de ahora.


Llegabas con tu inglés de especialidad, con tu retroproyector y filminas que te habían contado que había que usar, con tu taxonomía de Bloom y con tu “necesito que me den un radiocasstte”. Nada más llegar ya te recibían con “ahí llega la nueva” y eso de dar la especialidad… ¿Cómo te lo explicaría yo? ¿Cómo era el bilingüismo de entonces? Pues como que parecido al de ahora… cuando ya no queda nadie en la lista… pues eso…


Claustro y ¡a primero! Y secretaria que eres la más joven y ya cuando lleves años, ya si eso, das tu especialidad.


Me han dicho que hoy esta feria que se han montado los barrigas verdes, que miran que siempre se creen ellos tan listos y donde se ponga una aladroque con esa Carmen Conde y ese Mediterráneo… pues que se montan la feria y, luego a luego, van poniendo zagalas en la lista de ponentes y he contado 6 a 1. Vamos Gonzalo que eres el de gimnasia, solo que hoy te has quitado el chándal, que no la tableta, y estás como siempre, entre mujeres en los claustros.

He visto que tenemos suerte porque hay bar y espero que tengan PISA porque si unos que van a innovar no comen y tragan PISA pues no serían nada, nada de nada… de nada. Claro que siempre pueden construir, de-construir, y cocinar en los fogones de alguien que por cierto hizo la mili en Cartagena y de ahí ya le vino lo de marcar tendencia en fogones y en educación ¿o no?


Pues hablando de fogones, aquí hay caras que seguro que se acuerdan de una nueva tecnología, o lo que es lo mismo más vieja que el tio Pencho, la gelatina de pescado y la glicerina y ¡zas! tras cocinar… ya estabas preparada para hacer una moderna revista escolar de Freinet, su imprentilla. Llegabas al claustro y decían algo así como… vamos a preparar el festival de navidad así que cada curso prepara su villancico como todos los años…y allí estabas tú, la maestra de pueblo levantando la mano tímidamente… he pensado que se podrían hacer unos cuentos por los alumnos… “mira esas moderneces están muy bien la facultad pero aquí eso no funciona que no somos como el colegio de monjas de “al lado” y los padres lo que quieren es ver cantando a sus hijos y listo. ¿Se vota? Ya veo que no hace falta, punto siguiente y recuerda ponerlo en la acta que eres la secretaria. Porque eso de un cole de monjas al lado ¿os suena? Oye siempre eran lo mejor, las que educaban las que cantaban de manera angelical pero luego ¡al instituto! Y como que ya la cosa era distinta pero claro que no era época de estándares y evaluaciones…no se gamificaba.


Allí la gamificación era en el patio y ¡con suerte! El elástico, la rayuela y el fútbol…eso no ha cambiado creo… A ver que levante la mano el político que este aquí y que no haya suspendido la sesión del parlamento por la final de España o un Madrid Barca.


He visto en el programa que hay un algo de proyectos y os voy a contar lo que es un aprender modernos…de entonces sin internet.


Llegaron los gogos y como que te pasabas el día requisando aquellos muñecos que de niña se llamaron tabas. Los quitabas ¡y punto! que ahora hay que hacer un protocolo de actuación y que quede visado y dispuestos para la pertinente queja … si eres de mayores que la de infantil hace una master diario dando explicaciones de circuitos de mojaduras, dónde y cómo se extravió el juguetito que trajo por la mañana y como es la chaqueta azul que ha perdido que es como todas del Carrefour pero tiene ese pequeño rotito en la cremallera… porque marcar la ropa…


Pues eso que estábamos con una colección de gogos requisados y tratando de hacernos las modernas por aquello del aprendizaje personalizado y la reforma LOGSE con las compañeras de primero y segundo y… se me ocurrió preguntarles…¿no os parece que el interés real es lo que le quitamos del calcetín , del bolsillo o de…? ¿qué os parece si nos ponemos a trabajar sobre ellos?


Teníamos suerte porque no había que contarlo en el claustro porque ya nos imaginábamos la mirada del director por encima de las gafas, de las Maris que serían cuadros vivientes de “ya está esta con sus locuras” …mis compañeras de primero y segundo y la gimnasia ya estaban saliendo de su zona de confort pero …recién movida la silla así que …¡ay, qué haremos!!!!!

La carnicería, nos regaló tabas de cordero, nos pusimos padres, madres y alumnos a investigar y … publicidad y matemáticas y descubrir cómo nos manipulaba la publicidad con los pastelitos y los cromos y los nombres de los gogos y …


¿La verdad? Mi compañera, la otra Mercedes, que venía y decía ¡desde la cuatro planchando! que estoy atacá y es que veo que aprender aprenden y mucho más de lo que esperaba pero llevo 30 años a otro aire.


Pues mire ud por dónde que ahora a esto se le llama ABP y a lo que hacían en su clase con grupos y demás… aprendizaje colaborativo. De eso los Toni´s y las dibujantes seguro que les venden el pan Bimbo como lo hacía Punset o les ponen gafas de cartón para tener poderes canijos y convertirse en grandes profes.


Y lo ¿de evaluar??? Eso ya es para nota con estas cosas modernas de haga ud un Kahoot, una rúbrica o una diana… hasta que llega el día de la evaluación y solo hay que seguir twitter que de evaluación “parda” de esa que tiene 5,35 sabe latín. A ver que una es maestra, de pueblo, de las de toda la vida y solo ha practicado la cápsula del tiempo y esa es de las que siempre funcionan aunque se vaya la luz o se agote la batería. Porque como diría un buen profesor, el 10 no lo puedo poner porque es la perfección y esa no existe y si se lo pongo se vuelve un vago.

Porque digo yo que hoy en el menú del día se habrán acordado de comprar para la sopa de letras porque en eventos de luz y batería, Rosa, rezando para que no la corten por impago que en Murcia nunca se sabe que hemos inventado la dimisión a la murciana, la economía expresiva ¡achoooooooo!!!, el pico esquina, el paparajote y por si las flores …plan A, B, C, D y siempre con limón en las patatas fritas que para eso hay que contagiarse de lo local y de ahí a la nube y al mundo mundial.


Esta in que es un no y que va de educación esperemos que no sea un ¡Profe que no se ve! ¡Que no va! Y ese profesor que mira y responde

  • ¡ya me lo han tocado! Vete y avisa a la TIC.

Pero en realidad yo no venía a esto porque como diría Umbral…he venido a hablar de mi libro que es sábado y si trabajo pues ya me entienden ustedes…

Entradas recientes
Archivo
Síguenos
  • Facebook Basic Square
  • Twitter Basic Square
  • Google+ Basic Square
  • Twitter Social Icon
  • Icono social de YouTube
  • Instagram Social Icon